Sopa castellana

En muchos sitios de España, la sopa de ajo es una de las preparaciones más tradicionales a la hora de acompañar un almuerzo. Esta costumbre, que se practica desde la antigüedad, se fortaleció durante las celebraciones de la cuaresma.

Ingredientes:

  • 6 dientes de ajo
  • 1 ½ cucharadilla de pimentón
  • 300 gr de pan del día anterior
  • 2 lonjas de jamón serrano
  • 3 huevos
  • Aceite de oliva
  • 1 cucharada de perejil cortado muy pequeño
  • Sal
  • 1 taza de fondo de ave

Preparación:

Calentamos aceite en una sartén y salteamos los ajos trozados en pequeños pedazos (recordar quitarle el filamento de su centro).
Añadimos el pan trozado y dejamos que se tueste y se impregne en el aceite.

Ni bien el pan se encuentre dorado, agregamos el jamón serrano cortado en pequeños cubos y espolvoreamos el pimentón por arriba del sofrito. A continuación revolvemos con el fin de que largue todo su aroma.
Volcamos encima el fondo de ave frio y dejamos que hierva.

Una vez alcanzada la temperatura de ebullición, añadimos el perejil finamente cortado y los huevos.
 Dejamos cocinar por 10 minutos más sin remover el caldo para mantener intactos sus ingredientes. Finalmente, la sopa castellana se encuentra lista para su degustación.