Los niños, fumadores pasivos en riesgo

fumadoresLa Campaña Children of parents who smoke, get to heaven earlier (Los hijos de los padres que fuman, llegan al cielo más rápido) lanzada por la asociación Child Health Foundation muestra como el humo del tabaco es uno de los principales factores causantes de la muerte de miles de niños, ya que al tener padres fumadores, esto los convierte a ellos en fumadores pasivos, estando más propensos a sufrir cualquier tipo de enfermedades.

El humo que inhalan los niños como fumadores pasivos es el peor y el más peligroso de los irritantes que pueda haber para los niños porque sus sistemas respiratorio y de inmunización no se han desarrollado totalmente.

Los niños fumadores pasivos pueden crear un alto riesgo de infecciones en los oídos, bronquitis, alergias, asma y neumonía, ya que son más susceptibles a estos problemas de salud. Estos problemas  pueden llegar a ser crónicos o recurrentes, algunas veces necesitando hasta cirugía, por ejemplo, para controlar las recurrentes infecciones en los oídos con acumulación de líquido.

Esta campaña recomienda a los padres no fumar en absoluto si tienen niños. Si un padre necesita fumar, la única recomendación es que lo haga afuera, y alejado de ellos. Nuestra misión es «salvar el mayor número de vidas de los niños” explica la Fundación. “Esto lo logramos a través de nuestra red única de profesionales  y organizaciones comprometidas a mejorar las políticas y prácticas de salud.” Finaliza.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=ZTPk3sMtBKE[/youtube]