Para acceder al Beto Carrero World, el viajero deberá situarse en el municipio de Peña, dentro del estado de Santa Catarina. Allí, cerca de la playa, encontrará un castillo de colores, que oficia de inmenso pórtico por el cual se ingresa a un verdadero mundo de atracciones, entretenimiento y diversión para toda la familia.

El predio ocupa 14 millones de kilómetros cuadrados. En semejante superficie, ofrece ríos artificiales increíblemente reales, por los cuales se puede hacer rafting. O, incluso un zoológico gigantesco, con escenarios naturales para las especies que lo habitan.

Para quienes buscan sentir la adrenalina, este parque, que debe su nombre a un personaje creado por su fundador, tiene preparadas 4 montañas rusas. Algunas de ellas desafían el coraje de los visitantes, desarrollando hasta 80 kilómetros por hora de velocidad en subidas y bajadas para el infarto.

Dividido en 7 áreas, el Beto Carrero ha sido inaugurado en 1997, con el objeto de ofrecer diversión para todas las edades. De hecho, por ejemplo, cuenta con espectáculos protagonizados por los personajes de Madagascar, para los más pequeños.

Además, se realizan exhibiciones de autos deportivos sincronizados a altísima velocidad, que realizan pruebas de destreza. Y, si usted se queda con las ganas de tomar el volante, el Beto Carrero tiene lista su pista de karting de nivel semi profesional.

Así que ya sabe. Si va al sur de Brasil, no lo dude: ¡el Beto Carrero World es su pasaje a la diversión al máximo!

Publicado por Alejandro Martínez Notte

Vivo el presente con alegría y lo comparto, Creo que cada segundo es irrepetible y vale la pena cada instante vivido. Porque lo importante no es el destino, si no el camino. Disfruto de improvisar a cada instante, sabiendo que tanto lo bueno como lo malo, pasa. Todo pasa.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.