Brujas, la ciudad que cautiva

Esta vez la excusa para visitar Brujas fue ser parte de la celebración de la Trienal de Arte 2018, cuyo foco estuvo puesto en llamar la atención sobre el calentamiento global a través de obras instaladas en la vía pública. Sin embargo no perdí oportunidad de recorrer su centro y repasar los puntos de interés que siempre cautivan.

Ranking del centro histórico de Brujas

Todo el centro histórico de Brujas merece un recorrido especial. Lleno de arte e historias atrapantes, que mezclan hechos salientes de la historia europea con cobras cumbres del arte occidental, este pedacito de Brujas derrocha buen gusto.

Trienal de arte en Brujas: un llamado a cuidar el planeta

Puentes, islas, ballenas y otras estructuras irrumpieron en calles y canales de Brujas con motivo de la Trienal de Arte 2018, cuyo foco estuvo puesto en llamar la atención sobre el calentamiento global.

Los restaurantes más exóticos del mundo

Probar las delicias del mundo puede convertirse en algo divertido, y hasta arriesgado, en estos restaurantes. Comer cerca de las nubes en Bruselas o almorzar junto a una cascada destacan entre las propuestas más exóticas.

Los mejores castillos abandonados

Escenarios de sucesos históricos y verdaderas obras de arte arquitéctonicas, hoy en día encierran un encanto especial por el hecho de haberse convertido en ruinas. Desde la belleza ancestral del Castillo de Coity en Gales, hasta las antiguas ruinas del Castillo de Bannerman en la ciudad de Nueva York, estos son algunos escenarios fantasmagóricos para perderse un rato entre leyendas…

La ciudad de Waterloo inspira a ABBA

La región de Waterloo en Bélgica es famosa por haber sido el escenario de una de las batallas napoleónicas más famosas de la historia. Basándose en este hecho y en la mágia del lugar, el grupo ABBA compuso el que sería el primer éxito de su carrera inspirándose en la ciudad de Waterloo.

La piscina más honda del mundo está en Bruselas

En Bruselas (Bélgica) construyeron una pileta de 34.5 metros de profundidad (113 pies) y la llamaron «Nemo 33«, en homenaje al capitán de la novela de Julio Verne «Veinte mil leguas de viaje submarino».

Salir de la versión móvil